50.

Triste; Un hambre incómoda; Sarah Dahan

Qué triste se hace esperar al que no viene.
Pintar de rojo esos labios, blancos de no haber besado;
empolvarse, perfumarse, maquillar el abandono.
Qué triste rendirse al sueño cuando no hay nada que soñar.

• Un hambre incómoda • • 04/2014

títols: 
gènere literari: 
Compartir llibres artesans